Metro

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Banda coruñesa, formada a principios de los ochenta, concretamente en la localidad de Carballo, por Moi Frias (voz y guitarra), José Manuel Tasende (guitarra y voces), Pedro L. Sosa (bajo) y José Antonio Levices/Tomás Carrero (batería).

En 1982, fueron los ganadores del primer y único Concurso Rock que se celebró en La Coruña, quedando por delante de Siniestro Total (ya que fueron descalificados). Contaron con la participación de Alaska y Los Pegamoides como grupo invitado. El premio consistió en la grabación de un Lp de titulo homónimo para el sello Citola, ese mismo año.

Este primer trabajo estaba lleno de buenas canciones pop potentes, entre ellas estaba una versión de 'Mi perdido amor' de Mamá, el resto de temas fueron ‘Bailando en las calles’, ‘Demasiado tarde’, ‘No quiero irme’, ‘Un día más’, ‘Algún día’, ‘Voy a ser legal’, ‘El quiere ser tu zombie’, ‘Fingir por mí’, ‘Mientras mi mundo explota’ y ‘No eres normal’. Fue grabado en el estudio móvil de Citola, con un infame sonido debido a los medios.

De este disco se extrajeron un par de singles que les abrieron las puertas de Madrid, entre los que estaba ‘El quiere ser tu zombie/Un día mas’.

Un par de años después, en 1984 ponen en la calle a través de Acuario el Mini-Lp '¿No es extraña?', que además de incluir el tema que da nombre al trabajo contiene ‘El latido’ (voz trucada de Pedro L. Sosa) y ‘El ultimo tren’. Fue grabado en Goldust Studios Siocup (Londres).

Durante la realización de este último trabajo, Metro había sufrido cambios en la formación ya que Moi Frias deja la banda, quedando compuesta por José Manuel Tasende (voz, guitarra y teclados), Pedro L. Sosa (bajo y teclados) y José Antonio Levices (batería).

Tras la marcha a la mili de José Manuel Tasende, Metro deja de existir. Poco después Pedro y Tomás forman Los Dramáticos, haciéndose cargo de la guitarra y la batería respectivamente.



Redacción NO80s

Metal y Ca

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Después de una serie de actuaciones y un ligero éxito a nivel local, Curro (El Humano Mecano), decide desaparecer como tal y buscar un grupo.

Por otra parte Fernando, del grupo Pop Decó, veía venirse abajo la formación y decide incluir en ella a Curro y, tras dos días de ensayo, el resto del grupo (Fernando Márquez, Paco Díez De Velasco y Antonio Zancajo) deciden montar uno nuevo combo dejando a Curro a solas con sus sintetizadores.

Es entonces cuando se juntan Curro Rodríguez (voz y sintetizador), Fernando Cañada (voz y guitarra), Fernando Cabello (saxo), Ana Valenzuela (coros) y Ana Villacorta (coros) formando Metal & Ca, convirtiéndose en uno de los primeros grupos tecno-pop del panorama madrileño, donde predominaban sus ritmos electrónicos, letras entre industriales y sentimentales, metal y cavilaciones tecnificadas para producir exquisitas canciones melódicas. En sus composiciones brillaban los ritmos marciales y esas encantadoras letras repletas de futurismo naïf.

Al poco tiempo de formarse realizan unas cuantas actuaciones, pero donde verdaderamente se dan a conocer ante el público madrileño es en Rock-ola, los días 26 y 27 de Junio de 1981, actuación en la que graban dos temas que les sirven como maqueta ('Ciudad Estado' y 'Datos').

En Septiembre actúan en Golden Village, en la fiesta tecno de Diego A. Manrique, Carolina y Rock-ola.

Ya en 1982 graban una segunda maqueta con 'Datos', 'El último superviviente' y 'Automáticas' y Dro se interesa por ellos, pero no hubo acuerdo final. Aún así, actúan en el colegio C. M. San Juan Evangelista, donde presentan un nuevo miembro, Fernando (ex Nikis), con el que realizan sus actuaciones como miembro fijo.

Su siguiente paso fue tocar en la Galería Amadís y salir medio de gira a otros puntos de la Península. Incorporan a su puesta en escena, pantallas de televisión que leen la música que interpretan.

Además, graban su primer disco con Lollipop, que salió a la venta en Mayo de 1982, además de ser la primera referencia del incipiente sello. Se trataba de un Ep con los temas 'Datos', 'El último superviviente' y 'Humano'.

Este mismo año grabarían un nuevo Ep, también con la misma compañía, con los temas 'Velocidad' y 'Sala de control' en la cara A; y 'Automáticas' y 'Largas Vacaciones' completando el disco en su cara B. Fue grabado a finales de 1982 en los Estudios Trak de Madrid, y que vería la luez en 1983.

Ya en 1984 grabarían un nuevo single, con dos temas, 'Oriente' y 'Planeta'. Como no lograron la repercusión que se merecían, se disolvieron al año siguiente, dejando como legado el tema 'Bomba' dentro del fanzi-single, editado por Dro, que incluía 'Banana Split' en su nº 2 junto a dos grupos más, Moral Femenina y Salero All Stars.

Pasados unos años, en 1996, Lollipop emite un recopilatorio con todas las grabaciones de Metal y Ca y dos de Humano Mecano.

Tres años después, es Elefant Records el sello que publica el último disco de Metal y Ca, hasta el momento, un Ep de cuatro temas clásicos de la banda: 'El último superviviente', 'Planeta', 'Velocidad' y 'Bomba'..



Redacción NO80s
(Aportaciones: Manu Guinarte)

Mermelada de lentejas

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Primer nombre que tuvo el famoso grupo Mermelada, pero que tuvieron que cambiarlo porque la compañía discográfica se negaba a grabarles su único disco con tal registro.

Rythm´n´blues puro para este grupo que se formó con Javier Teixidor (guitarra), Daniel Montemayor (bajo), Antonio Yenes (batería) y Javier Encinas ‘el Moro’ (saxo tenor).

Con esta formación se presentaron al primer Festival Villa de Madrid en 1978, año en el que editaron un single a través del subsello de Zafiro, Chapa, que incluía los temas 'Dame la botella'/'Marta', ambos compuestos por Javier Teixidor.

Por las razones antes expuestas redujeron su nombre para pasar a llamarse Mermelada, con el que alcanzaron gran popularidad a principios de los 80s, pero eso ya es otra historia.

Septiembre de 2017 marca una de las noticias más amargas del grupo, muchos años después. Fallece su batería original, Antonio Yenes (uno de los principales precursores, y dueño del Honky Tonk).



Redacción NO80s

Mestizos

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Banda procedente de Huesca que se formó en 1986 formada por Juanjo Javierre (voz, teclados), Ernesto Rodellar (bajo), Jose Antonio Machuca (guitarra) y Jose Ramón Oto (guitarra). Esta formación era la misma de una banda anterior, Ejercicios espirituales, una banda que practicaba el rock latino, cuando, aparte de Los Coyotes, ningún grupo sabía muy que lo era aquello. Pronto sustituyen la caja de ritmos por Fernando Lozano (batería).

Decir Mestizos en Aragón es invocar el recuerdo de una singular aventura emprendida desde los confines de la periferia española por un grupo de jóvenes oscenses que, a base de no poco desparpajo, un inequívoco orgullo provinciano, un puñado de soberbias canciones servidas con tanta convicción como limitaciones técnicas y una media de edad de apenas 18 años, tomaron por asalto la capital musical del reino para darse a conocer en todo España. Corrían los años ochenta y el país entero bullía en plena efervescencia musical y artística. Desde Huesca Los Mestizos surgieron ofreciendo una de las propuestas más interesantes de aquel variopinto panorama musical. Al natural asombro por la juventud de sus miembros se sumaba una inusitada propuesta en la que, con evidente amateurismo, trataban de conjugar los ásperos sonidos anglosajones con la esencia de lo hispano en una línea que les aproximaba a los Gabinete Caligari post-siniestros y Los Coyotes.

Incluso el propio nombre del grupo resultaba adecuado para tan osada propuesta, nombre que posteriormente ha devenido en un lugar común para definir esa corriente de fusión musical que enlaza lo latino con otros géneros anglosajones llamada "musica mestiza". Los Mestizos fueron en ese sentido pioneros junto a los ya señalados Gabinete Caligari y Los Coyotes, constituyéndose en todo un referente dentro de la música española de la época y adquiriendo un reconocimiento insospechado para un grupo surgido en los márgenes de una industria excesivamente centralizada en la capital.

Su primer disco, apenas una maqueta editada por DRO en formato de Mini Lp, titulado "Por el día y por la noche" constituyó todo un aldabonazo que permitió situar a Huesca, y por ende a Aragón, en el panorama musical nacional, contribuyendo decisivamente a estimular la escena musical aragonesa en su conjunto. Temas como "Los chicos de provincias somos así", "No dejes que tus lágrimas se pierdan en la arena" o su versión de Las Grecas "Te estoy amando locamente" se convirtieron en auténticos hits que todavía se guardan en la memoria colectiva de quienes vivieron aquella época de explosión musical en la España de los ochenta. Los Mestizos fueron el primer grupo en vender en Aragón un importante número de copias de su disco, luego vendrían unos cuantos mas pero esa es ya otra historia.

En el año 1987 incorporan a Miguel Montalbán (percusión) que posteriormente fue sustituido por Oscar Casanova (percusión).

Con esta formación graban su primer larga duración, "La pócima del amor" en 1987 con DRO y producido por Ramón Godes, considerado por no pocos críticos como un disco esencial dentro de la discografía de la época. Contaban con la colaboración de Justo Bagüeste (saxo y vientos). En él, Los Mestizos rendían tributo a uno de los géneros que más les había influenciado y por el que profesaban verdadera devoción: el soul y la música afroamericana en general, el funk, el gospel, etc. En este sentido Mestizos continuaron la estela de algunos grupos históricos, pocos todo hay que decirlo, que también se habían inclinado por la música negra tiempo atrás como Los Canarios.

Un par de años después, en 1988 editaron un tercer y último disco: "Que pasa en la calle", editado por La Fábrica Magnética, discográfica dirigida por Servando Carballar antiguo fundador de DRO. En dicho disco Los Mestizos volvieron a dar una vuelta de rosca a sus personales querencias por la música negra, haciendo hincapié especialmente en los sonidos emergentes de los guettos afroamericanos, el hip hop, el funk-metal, sin olvidar el soul, el reggae, etc.

En 1989, se produce una reestructuración de la banda, quedando sólo Juanjo Javierre (voz, órgano, teclas, sintes), José Antonio Machuca (guitarra) y Fernando Lozano (batería) y se incorporan en directo Julio Casterad (teclados), Javier Cebollero (bajo) y Tahití (percusión).

Ya entre medio de ambos discos habían publicado un maxi con un tema central titulado "Amor es la palabra" en el que Mestizos ya habían ofrecido uno de los primeros intentos de introducir el hip hop desde una perspectiva de un grupo de rock.

Este disco fue reeditado posteriormente, en 2000, totalmente remasterizado incluyendo estos once cortes: 'Con los pies en el suelo', 'En mi piel', 'Sentado en el Limbo', 'Voy a ser libre', 'Es esta mi calle', 'Tacón cubano', 'Orgulloso', 'Si pudiera ser niño otra vez', 'Amor es la palabra', 'Por eso canto' y 'Vamos ya'.

Cuatro años después de editar su último disco Los Mestizos daban por finalizada su aventura. Juanjo Javierre, lider y principal compositor del grupo ha seguido vinculado a la música a través de diversos proyectos personales como Soul Mondo o Nu Tempo.

Durante el año 2006 comienzan a surgir rumores de una posible vuelta de los Mestizos que se cristaliza en un concierto en La Casa del Loco en Diciembre del 2006 con Juanjo Javierre (voz y teclados), Ernesto Rodellar (bajo), Jose Antonio Machuca (guitarra) y Jose Ramón Oto (batería), actuación que se repite en Agosto del 2007 de nuevo en la sala Jai Alai de Huesca y de nuevo junto a los Coyotes. Fruto de ese concierto aparece Ya es hora de regresar (Sin/con Pasiones, 2008), un directo, CD+DVD, que marca, por ahora, el punto final de una de las mejores bandas de rock en su sentido más amplio que ha dado Aragón con proyección nacional. El único miembro original que falta en la reagrupación es el batería Fernando Lozano, sustituido por Oto, el saxofonista de la banda.



Redacción NO80s
(Aportaciones: huescarock.com, la factoria del ruido, redaragon.com)

Mermelada

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Mermelada fue un grupo de rythm´n´blues inmediato precursor de la nueva ola madrileña que se agrupó en la capital de España hacia 1977, realizando durante la década siguiente una de las trayectorias más consecuentes y honestas del rock español.

Inicialmente conocido como Mermelada de Lentejas el grupo lo constituían Javier Teixidor (guitarra), Daniel Montemayor (bajo), Antonio Yenes (batería) y Javier Encinas ‘el Moro’ (luego en Mamá y más tarde en Desperados) al saxo tenor.

Con esta formación se presentó con poca fortuna al primer Festival Villa de Madrid (compartiendo tablas con Kaka de Luxe) y debutó en 1978, a través de un single editado por Chapa (subsello ‘enrollado’ de Zafiro) que incluía los temas ‘Dame la botella’ y ‘Marta’, ambos compuestos por Teixidor.

Un año después, ya con el nombre reducido a Mermelada, editan con el mismo sello un doble single de cuatro temas que ya incluye su primer éxito, ‘Coge el tren’, un tema que pega muy bien en los ambientes afines a la incipiente nueva ola y permite al grupo recorrer media España tocando en directo. Por aquella época Javier Teixidor ejerce de ‘mecenas’ de Los Elegantes, con quienes toca el bajo y les ayuda a realizar su primera grabación (dos temas) para Chapa.

En 1979 se edita el primer Lp de Mermelada, un álbum titulado ‘Coge el tren’ que recoge lo mejor de sus anteriores grabaciones y algunos temas nuevos como ‘Las 6 de la mañana’ o ‘Bebiendo y bailando’ entre otros. A principios de 1980 el grupo participa en el Concierto de Homenaje a Canito (el batería fallecido de Tos) cediendo su equipo y realizando un concierto antológico.

Un año después se lanza un Ep de tres cortes, prefacio de un nuevo álbum largo para Chapa, ‘A punto’, que contiene finalmente trece cortes de rabioso R&B con alguna que otra concesión al pop nuevaolero. En este trabajo, que aparece en 1981, despuntan temas como ‘Soy así’ o ‘Volviendo a casa’.

Mermelada cambia de sello discográfico en 1983, pasando a formar parte del catálogo de MR-Ariola a través de un single (‘Confianza’/’Pronto, pronto... quiero’) que, a renglón seguido, crece en forma de álbum bajo el título de ‘Confianza’. Este tercer Lp del grupo recoge doce temas de su repertorio que no soy muy bien recibidas por el público (quizás por que apenas llega a las tiendas), sumiendo a la banda en un cierto letargo (agravado por la crisis de la efímera disquera) que provocará su reestructuración. Se trata del primer disco grabado tras la incorporacion de Juan Carlos Camacho (guitarra y voz) y Antonio Melgar (batería) en sustitucion de Antonio Yenes y Javier “El Moro” que, no obstante, seguiría colaborando con ellos hasta su prematura muerte en 1987.

En 1985 a través de un single de título contundente, ‘Vuelvo a las calles/Escucha nena’, editado por el sello Victoria y que de nuevo precede a todo un álbum (en este caso Mini-Lp), ‘Recomendable’, cuya buena acogida permite al grupo volver a girar por todo el país.

Más tarde, en 1987 Victoria edita ‘Fiebre’, el quinto Lp del grupo, una nueva línea de trabajo que verá su continuación un año más tarde a través de ‘En el calor’, sexto álbum del grupo madrileño.

Por entonces, con el regreso de los sonidos guitarreros a la escena musical estatal, Mermelada es considerado ya un mito, y cuenta con legiones de seguidores por todo el país, así como de un indeterminado número de grupos que reconocen haber bebido de sus fuentes musicales. Paradójicamente, Javier Teixidor, junto a Montemayor y Melgar, decide funcionar a partir de ese momento bajo el nombre de J. Teixi Band (inicialmente un proyecto paralelo dedicado a las versiones), realizando múltiples directos por todo el país y registrando varios discos de R&B militante desde 1997.

En 1991 aparece el séptimo disco del grupo, 'Seis y 9'. Editado por Urantia Records, está mas en una linea cercana al pop que al rock, aunque se pueden encontrar canciones de rock and roll clásico como es habitual en ellos.

Al año siguiente, 1992, ve la luz lo que sería el último disco de la banda, un trabajo grabado en directo que se conoció como '9 bajo 0'. Fue nuevamente editado por PDi / Victoria.

Por último, en 1994 aparece 'El Nº 1' a través de Don Lucena Discos con las últimas canciones nuevas de Mermelada y que, como valor añadido, aporta una nueva versión en directo de 'Coge el tren'.

Tras la disolución definitiva de Mermalada, Javier Teixidor sigue adelante con su J. Teixi Band en un periplo que dura hasta nuestro días, con el consiguiente mérito de considerarse la banda de Ryhtm'n'Blues española por excelencia.

En 2004, Ariola / BMG lanza un recopilatorio titulado 'Lo mejor. 1979-1994'.

Septiembre de 2017 marca una de las noticias más amargas del grupo, muchos años después. Fallece su batería original, Antonio Yenes (uno de los principales precursores, y dueño del Honky Tonk).


Redacción NO80s
(Aportaciones: Pablo M. Vaquero, Pedro J. Pérez)

Mercedes Ferrer

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Nacida en Madrid en 1963, su interés por la música comienza durante los primeros años 80 mientras realiza estudios de literatura contemporánea y lengua francesa en la universidad "La Sorbonne" de París. Influenciada por la música de los Doors, Bob Dylan, David Bowie y por la primera escena punk británica, Mercedes actuó y grabó con algunas conocidas bandas francesas de la época como Zero Divide y Corazón Rebelde, antes de volver a su ciudad, Madrid, en 1984.

En Madrid se encontró con una escena brillante... la llamada “movida madrileña” donde no tardó mucho en conocer a músicos como el bateria y percusionista Carlos Torero. Los dos deciden ponerse a trabajar juntos y en poco tiempo empiezan a ser reconocidos en los medios artísticos obteniendo apoyo de crítica y público. A lo que empezó siendo simplemente un bateria y una guitarrista-cantante actuando juntos, se fueron sumando músicos muy creativos como Fernando Illán al bajo, Jose Romero a la guitarra y Arturo Soriano al saxo; desembocando en un grupo que se hizo llamar La llave.

El grupo consigue ganar el VIII trofeo rock Villa de Madrid en el año 1985. Telonean al grupo The Cure, a Kid Creole and The Coconuts, graban un maxi-single de tres canciones 'Europa/El Burlado/Dame tú la fuerza' (Audio Film, 1985) con el patrocinio del Ayuntamiento de Madrid. Animados, se presentan al premio Don Domingo creado por Radio Nacional de España donde quedan en segundo puesto. El grupo se separa ese mismo año dando lugar a carreras personales de prestigio en el ambiente artístico nacional para cada uno de sus componentes.

Mercedes comienza su carrera en solitario y en 1986 firma su primer contrato discográfico con la compañía CBS/Epic, donde publica su primer LP titulado 'Entre mi sombra y yo'. Una producción realizada por Sergio Castillo y Carlos Narea y en la que cuenta con músicos que venían colaborando con ella anteriormente como Fernando Illán, Jose Romero y Arturo Soriano además de incluir a otros de gran talento interpretativo como el saxofonista Jorge Pardo. Durante esa época comienza a colaborar con artistas como Nacho Cano. El disco, grabado en los estudio Mediterráneo de Ibiza, lo componen 'El Golpeador', 'El arte de andar', 'Lou Salomé', 'Todos los gritos', 'Europa', 'El miedo a las olas', 'A sangre fría', 'Entre mi sombra y yo', 'Zulema', 'Como un camaleón' y 'Creencia caída'.

En 1988 graba su segundo larga duración para CBS/Epic que se tomó en serio el lanzamiento de la artista invirtiendo en su promoción. Titulado 'Tengo todas las calles', fue una producción realizada en Londres por Sean Lyons y Richard Spellman, que reveló a una Mercedes más imaginativa y rebelde incluyendo canciones como 'Alerta (sé dueño de ti)', 'Tela de araña' a duo con Rafa Sánchez cante de La Unión o la emblemática 'Tengo todas las calles'. Lo completan 'Estoy en amor', 'Soy un mal chico', 'Tú y tu danza', 'Podemos hacer algo', 'Sobre tu piel' y '¡Qué locura!'.

En 1989 es nombrada por los lectores de la revista mensual “Popular 1” mejor cantante de rock española. Ese año participó junto a Miguel Bosé, Mecano y La Unión frente a 40.000 personas en el 'Festival anti-droga' que inauguró el remodelado Estadio Olímpico de Barcelona.

Este mismo año y durante el concierto homenaje a John Lennon en la bien conocida sala Zeleste de Barcelona, Mercedes conoce a Yoko Ono quien la invita a viajar a New York. Siguiendo la sugerencia de Yoko, Mercedes se traslada a Manhattan donde va a comenzar una etapa completamente nueva y distinta. Son los años 90.

En New York amplía estudios musicales en “The new School” y empieza a tocar en pequeños clubs del East Village. Realiza un viaje a Los Angeles y entra en contacto con músicos de California con los que colabora en maquetas de lo que será un nuevo trabajo discográfico.

Vuelve a Madrid en 1991 para grabar su tercer album 'Imán' para Dro East West. Este disco incluye canciones como 'El árbol de la magia' o 'Cárcel de amor'. Grabado en Los Ángeles, Madrid y Barcelona el trabajo se completa con 'Intro', 'Eres un imán', 'Esto no es amor', 'Mas color', 'La señal del vampiro', 'Abuse I', 'Qué facil es', 'Ir descubriendo sistemas', 'A boy from Tenneessee' y 'Abuse II'. Mercedes tomó elementos del rock, soul, funky y rap, replanteó su imagen convirtiéndose en una rubia agresiva y desafiante. Estos fueron los mejores años de su carrera, cuando mas ganas, energía y control tuvo sobre su carrera.

Aún así quedan cosas por hacer en América y decide volver a New York al año siguiente para, esta vez, someterse a una intensa tarea de composición, actuaciones y crecimiento personal. En un loft del Lower East Side neoyorquino monta un pequeño estudio del que nacen multitud de canciones, ideas grabadas en inglés y español. Es una etapa de búsqueda incesante y en algunos casos febril. También actúa en numerosos locales como Nell’s, McGovern’s, Continental, Brownie’s... hasta que, a finales de 1993 vuelve a Madrid permanentemente y decide montar una banda con sus amigos Pedro Andrea a la guitarra, y Billy Villegas al bajo. Con ellos y con más colaboradores como Inma Crespo y Vicent Climent a la batería realizan numerosos conciertos y graban nuevas composiciones de lo que será un nuevo proyecto musical.

En 1994 graba su cuarto trabajo, también para Gasa / Dro East West, el más ambicioso hasta la fecha: 'Tiempo Futuro'. Las canciones de la maqueta llegan a manos de un productor argentino, Julian Navarro, afincado en Miami. El decide producir el disco que, finalmente, se grabará entre Los Angeles y Miami con un elenco de primeras figuras de músicos de estudio americanos como Neil Stubenhaus, John Robinson y Michael Landau. El resultado es brillante y poderoso, sin fisuras. Sin duda uno de los mejores trabajos de composición realizados por esta autora. El disco contenía los temas 'Tiempo futuro', 'Inocente pasión', 'Invisibles alas', 'Intermedio', 'Mueve la máquina', 'Paraíso prohibido', 'Guitarra mística', 'Hydra', 'Para siempre' y 'En tus manos... mi espíritu'.

El primer recopilatorio de la artista se titula 'Generaciones' (Dro East West, 1997), como resultado de la experiencia del directo acompañada por Vicente Climent, Billy Villegas y Pedro Andrea. Incluye canciones nuevas como 'Adios' y 'Carretera sin fin' compuestas junto al canario Pedro Guerra además de recuperar canciones de otras primeras épocas como 'El Golpeador', 'Lou Salomé', 'El árbol de la magia' y otras compuestas en New York como la que da título al album 'Generaciones'.

Con este último disco se realiza una extensa gira por la geografía española en la que Mercedes da un salto hacia públicos mayoritarios, también incentivado por el éxito obtenido a raíz de su colaboración como cantante en la canción de Nacho Cano 'Vivimos siempre juntos'.

En 2001 aparece un doble recopilatorio 'Mercedes Ferrer. Todas sus grabaciones con Epic (1986-1988)', editado por Ventura Discos, donde se ofrecen los dos primeros discos de su carrera, 'Entre mi sombra y yo' y 'Tengo todas las calles'.

Llega el año 2003, y con él la aparición de una Mercedes Ferrer renovada que pone en el mercado lo que supone su quinto disco de estudio, 'Tiempo real' (El Europeo/Karonte, 2003). El trabajo es el resultado de sus seis años de inactividad, tal vez de proyectos frustados y canciones descartadas. Los temas son 'Al otro lado', 'Extraño', 'Lágrima', 'Re-evolución', 'Salvación', 'Adicta', 'Río de luz', 'Sweet and warm touch', 'Fruto' y Fantasía'.

Paralelamente a su música, Mercedes ha contribuido con causas sociales. Muestra de ello es su colaboración con la plataforma de mujeres artistas en las numerosas giras de conciertos internacionales que han realizado por diversos países como el territorio palestino en Cisjordania, actuando en el teatro de la ciudad de Ramallah, en Belehem ante un público de 10.000 personas en marzo de 2004 en apoyo a las reivindicaciones del pueblo palestino.

En 2005, colaboró con Enrique Bunbury interpretando a dúo con el músico zaragozano el tema de Mercedes 'Fantasía', incluida en el álbum 'Bunbury Freak-show' (Zona de Obras, 2005).

Ese mismo año, Mercedes se encargó de ponerle música a 'Gorda', un musical que ha significado un gran éxito de taquilla desde el año 2005 hasta fecha, con presentaciones en el Teatro Alcázar de Madrid.

En enero de 2006, participa en México en el festival contra el feminicidio en Ciudad Juárez, en un concierto ofrecido en la plaza del Zócalo frente a un numeroso público.

Ese mismo año aparece el recopilatorio 'Intermedio. 1986-2006' (Dro/Atlantic, 2006) que recoge un compendio de sus mejores temas, entre las que destacan la canción compuesta para los atentados del 11-M, 'Madrid despierta', a dúo con Carmen París.

En el 2007, Mercedes Ferrer regresa a México para re-encontrarse con su público, es en este periodo cuando Mercedes comienza a componer las canciones de lo que será un nuevo proyecto musical diametralmente distinto a todo lo que ha hecho anteriormente.

'Travesía' (Travesía Music Producciones, 2009) es el último trabajo de la madrileña, por el momento, solo se ha editado en México. En él han participado músicos de la talla de Eddy Vega (batería de Julieta Venegas), el bajista Pancho Ruiz (Armando Manzanero), Chatrán González a las percusiones, Aarón Cruz al contrabajo y fretless, Gary Lucas, Felipe Javier y Dani Vázquez. El disco, grabado con una casa independiente mexicana, Fonarte Latino, se presentó en marzo en directo en dos locales de la capital. Existe el proyecto de lanzar el disco en España, posiblemente para septiembre, además de una gira.



Redacción NO80s
(Aportaciones: mercedesferrer.com)

Mercado Negro

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Banda de orígen barcelonés formada a principios de los 80's compuesta por Manolo Fernández (bajo y voz), José Luís Sosa (guitarra), Manolo Murillo (guitarra) y José Carlos Manzano (batería). Manolo Murillo también figuraba, simultáneamente, como guitarra de los Cacao pal Mono.

Inicialmente practicaban un rock muy influenciado por el movimiento New Wave británico, aunque se decantaban más hacia grupos del estilo de The Police. No obstante quedan primeros clasificados en el Primer Concurso de Rock "Ciudad de Manresa", circunstancia que les permite que diferentes discográficas se interesen por sus servicios. Pero durante esa época su estilo iría experimentando cambios considerables, decantándose claramente hacia la música electrónica, hecho que les lleva a incorporar al inventario del grupo instrumentos como sintentizadores y cajas de ritmo.

La formación se ve afectada en su composición puesto que abandonan los dos guitarras y, tras contactar con uno de los músicos electrónicos más vanguardistas del momento, Martí Brunet, quien colaboraba activamente en proyectos como Fussion o la Donovan band, el grupo adquiere su estilo definitivo, conservando únicamente dos de los componentes iniciales: Manolo Fernández y José Carlos Manzano, quien ahora mueve las baquetas sobre una batería electrónica Simmons. A ellos se les unen Joanna Reche (voz), Luís Salas (sintetizadores y cajas de ritmos) y el mencionado Martí Brunet (sintetizadores y guitarras).

Y es durante el transcurso de ese mismo año, 1983, cuando graban su primer disco con la compañía Flor y Nata Records, de título 'EKO ALFA Z B 2', del que se extrajo un single de nombre homónimo. La portada fue a cargo de Manolo García con quien volverían a coincidir en su posterior etapa en PDI.

Posteriormente, y ya inmersos en el año 1985, graban su segundo Lp, en esta ocasión para PDI, con un disco titulado 'Se han cargado a Mickey Mouse', cuyo tema principal, que da nombre al disco y del que se editó un single, tuvo una importante acogida por parte de críticos y DJ's, permitiéndoles entrar en las listas de éxitos nacionales, incluso copando el Número 1 en varias ocasiones. El grupo realiza una gira a nivel nacional y hace apariciones televisivas en programas musicales de la época tales como "Tocata".

En 1988 editan su tercer y último Lp, 'Vuelta al mundo', a través de Leiber Records. En este disco deciden aparcar la línea tecno y volver un poco a sus orígenes mas poperos, estilo que han mantenido hasta la actualidad. De este disco cabe destacar el tema, que se plastificó en formato single, titulado 'La última vez que la ví (iba en dirección a Berlín)'.



Redacción NO80s
(Aportaciones: Manolo Fernández)

Menta

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Menta aparece en el panorama pop estatal de 1980 a través de un EP de cuatro canciones editado por la multinacional EMI-Odeón. El grupo era originario de Ponferrada, una localidad de la comarca leonesa de El Bierzo y estaba integrado por: Toño Sierra (voz solista y guitarra rítmica), Jesús San Sebastián (bajo), Luis Tizado (guitarra solista) y Mario Tascón (batería).

Por entonces, en los albores de los años 80, el pop de su región (León) estaba capitaneado por ellos mismos junto a otra banda que poco después se alzaría como fundamental en el desarrollo del pop español de la década, Los Cardiacos, por aquellos tiempos aún inmersos de lleno en la fiebre ska, alentada a todo el continente europeo desde la Two Tone británica.

El pulcro pop-rock de tintes beat y R&B practicado por Menta, al igual que en otros casos como el de los madrileños Tacones, no encontró demasiada expectación entre un público –el de 1980- ansioso de ritmos nuevos y trepidantes, aunque pronto llamo la atención de una multinacional disquera debido a su limpieza y buena ejecución músico-vocal.

De esta forma –apadrinados por algunos locutores de radio de su provincia- aquel mismo año, el cuarteto leonés logró ver cumplido su mayor sueño: grabar un disco para el mismo sello discográfico que sus admirados The Beatles, referente musical más evidente de Menta.

La gran disquera quiso ver en ellos una buena respuesta al éxito de Tequila, y des esta forma, pocos meses después se publicaba un EP de cuatro canciones con los temas: ‘Ya lo ves’ (rhythym´n´blues pegadizo), ‘Un lugar, una chica’ (slow-rock desgarrado y desafiante), ‘¿Por qué me miras?’ (rock’n’roll de corte ‘tequilero’), y ‘Súbete a mi coche’ (R&B con concesiones a la nueva ola popera, incluyendo arreglos de sintetizador).

Las canciones de Menta eran cargas de emoción musical tan directas como cortas (rara vez rebasaban los 3 minutos) y se constituían como perfectas piezas de pop-rock ágil e intrascendente que sólo buscaba el entretenimiento musical. Además, el grupo parecía preocuparse por su imagen, manteniendo una estética de claro corte ‘sesentero’, enfundados en trajes al más puro estilo beatle (incluso su guitarrista guardaba un cierto parecido físico con John Lennon). Estas características llevaron a su manager, Carlos Blanco (autor absoluto de los cuatro temas del EP), a orientar la promoción del grupo hacia el fenómeno fan adolescente, siguiendo los pasos de grupos como los mencionados Tequila, Trastos y otros; creando además un club de fans que se anunció a bombo y platillo en todos los medios de comunicación musicales. Pero, en el caso de Menta la cosa no llegó a cuajar del todo, aunque el grupo pudo gozar de una espectacular presentación en el programa musical ‘Aplauso’ de TVE, donde el cuarteto apareció aclamado por centenares de ruidosas adolescentes –al parecer- contratadas para tal evento.

Tras sonar su tema ‘Ya lo ves’ con mucha insistencia en las estaciones de radio durante el verano del 80, la trayectoria musical de Menta no trascendió en el tiempo con la misma intensidad que la de otras bandas coetáneas de similares –e incluso menores- logros artísticos. Su mítico EP es hoy una cotizada joya de coleccionismo.



Redacción NO80s
(Aportaciones: Pablo M. Vaquero, Canal YouTube Factoría Pop)

Mené

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Manuel Enrique Mené Castellón había nacido en Zaragoza el 4 de abril de 1960. A finales de los setenta, ya brillaba entre los nuevos grupos madrileños, donde no abundaban los jóvenes instrumentistas sólidos.

Mamá destacó en 1980 como una de las bandas más arrebatadoras de lo que se vino en llamar "la nueva ola", a pesar de que sus antecedentes "jipiosos" les alejaban cultural y socialmente de otros compañeros del movimiento. Aunque el compositor principal era el gran José María Granados, el primer lanzamiento -un disco de cuatro canciones- venía encabezado por una canción de Mené, Regresas a casa a las 10, que retrataba problemas generacionales: "Y al fin tus padres te preguntarán / ¿Qué tal? Y entonces tú responderás / Muy bien, fui con mis amigas a ver / saltar las focas y monos al zoo / Y yo me quedo aquí solo otra vez". Según escribía en la contraportada Mario Armero, entonces locutor de Onda Dos, "Mamá representa simplemente, y por primera vez desde hace mucho tiempo, el pop juvenil, el verdadero pop al instante".

Misteriosamente, las cosas se torcieron para Mamá. Sus dos elepes para Polydor, 'El último bar' (1981) y 'Mamá' (1982), oscurecían su energía y el grupo se desanimó, sin imaginar que a la vuelta de la esquina estaba el fenómeno de "la movida".

En 1983 se rompió la banda y Mené publicó un sencillo con 'Sueños' y 'Sombras de ayer' a través de la independiente Dos Rombos (en el que colaboraron dos compañeros de Mamá, Carlos a la guitarra y Guti a la batería). Mamá quedó como referencia legendaria, aunque hubo un intento de impulsar el proyecto en 1996, con un disco grabado en directo en El Sol, hecho con la ayuda de Jota -de Los Planetas- y otros admiradores. Tampoco entonces despegó comercialmente Mamá pero la posterior edición, vía Rock Indiana, de sus impetuosas maquetas, sirvió para explicar el entusiasmo con que fueron recibidos en aquel vertiginoso 1980.

La industria musical española no supo extraer beneficio del mejor talento de Mené. Los intentos de sacar adelante grupos como Lola no fructificaron y Manolo se recicló en mercenario, tocando con El Fari, Azúcar Moreno o Carlos Baute, un destino que llevaba con humor, aunque renegaba de esas actuaciones en ferias patronales donde el artista debía competir con el estruendo de la tómbola y los coches de choque.

También halló un mercado como compositor de encargo: en la SGAE, tiene registrados -como autor, coautor o adaptador- cerca de un centenar de temas, que fueron grabados por artistas tan diversos como Vicky Larraz, Alejandra Guzmán, Azúcar Moreno, Las Gatas Negras, Ismael y, sobre todo, Arango.

La bondad natural de Manolo Mené le llevó a ayudar a otros músicos incipientes: las hermanas Llanos, de Dover, siempre agradecieron sus consejos y sus lecciones de guitarra. Propietario de un estudio casero, echaba una desinteresada mano a creadores como Javier de Torres, de El Compromiso, o Ernesto Dueñas.

En noviembre de 2004, Manolo Mené moría de un infarto mientras daba clases de guitarra en el Conservatorio de Arganda del Rey (Madrid).



Redacción NO80s
(Aportaciones: Diego A. Manrique)

Mellotron

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Se crearon en abril del año 1982, con motivo exclusivo de poder actuar en las Fiestas de Fin de Curso de San Juan Bautista del Colegio La Salle de Paterna. No superaban los dieciséis años y eran los siguientes músicos: Jorge Moreno (voz y guitarra), Rafa (bajo), Francisco (guitarra) y Carlos Blanco (batería). En ésta, su única actuación como Mellotrón celebrada en el teatro del citado colegio un catorce de mayo, se pudieron escuchar versiones de The Beatles, clásicos del rock and roll, y poco más.

Tanto Jorge Moreno como Carlos Blanco, coincidieron en un grupo un año antes llamado Rockatas, combo que se creó igualmente con el mismo propósito que éste, poder repartir su música en el fin de fiesta del Colegio La Salle de Paterna también un catorce de mayo. En aquella ocasión Carlos se encargaba del sonitoy Bianchi y el platillo.

Posteriormente a toda esta nueva ilusión disfrazada de ruido, éste tándem, y únicos del cuarteto, continuaron apostando su suerte en otras formaciones, coincidiendo en combos como New Cocktail, Gales o Falsa Pasión, siendo en éste donde cosecharon bastante más reconocimiento, entre otras cosas gracias a un mini-lp editado baja la batuta de Alfonso Olcina y su Citra allá por 1985.

Una vez disueltos Falsa Pasión a principios de 1987, Jorge Moreno seguiría intentándolo en otras formaciones como Bajos Fondos, La Fundación, Agencia Dos, Flangers o Radio Kaos, con los cuales sigue en activo reviviendo piezas clásicas de los ochenta internacionales.

Redacción NO80s
(Aportaciones: movidavalenciana.com)

Melopea

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Grupo cántabro formado en 1983 en Suances por Pablo Sela (guitarra y voz), José Pellón (guitarra y coros), Oscar Sanz (bajo), Iñaki García (batería), Ollie Halsall (teclados) y Justo Bagueste (saxo). El grupo surgió como continuación de Melopea Intensiva, activos desde 1977, y que tras varios cambios de formación deciden acortar su nombre.

En un principio, es José Pellón quien hace de cantante provisional, época en la que el sonido de Melopea sufrió diferente evoluciones, con letras que intentaban aportar ciertas dósis de filosofía y existencialismo al conjunto de la sociedad. En este año graban su primer trabajo, un disco homónimo con tintes claramente after-punks del que siempre se sintieron muy orgullosos. Fue el periodo de los grandes concursos de rock, con renombrado triunfos, como los de Laredo Rock de 1983 o el Certamen de Rock Open Margen Izquierda de Sestao en 1984. También pasaron por el Rock Villa de Madrid de 1985 en el que quedaron clasificados en cuarto lugar y considerados como grupo revelación.

En aquella época José conoció a un "skater" madrileño que había recalado en la playa con su monopatín, huyendo de algunos infiernos privados, el era Pablo Sela Hoffman "Coi", un rockero con pinta de Keith Richard que había militado en una formación del barrio de Malasaña llamada Los Zoquillos. Se dio una química especial entre ambos, complicidad que dio lugar a un resurgimiento del antiguo sonido R'n'R distorsionado, punk puro y convulsivo.

A raíz de la aparición televisiva en el programa de Carlos Tena "Aunambabalubabalambambú" en 1985, Melopea se hizo omnipresente en la pequeña pantalla.

En 1987 editan su segundo disco, pero no es hasta 1989 cuando aparece el tercer trabajo de Melopea, 'Surf y Rock and Roll', conteniendo los que serían temas emblemáticos de este último período manifiestamente rockista y surfero. 'Bajo el sol', 'Barbara Ann' y 'Surfin Safari', que coparon los primeros puestos de las lista radiofónicas. Durante la grabación de este trabajo, surgieron fuertes disputas entre la banda y Ollie Halsall, el productor, al que la discográfica le había transmitido su obsesión por maquillar el sonido Melopea, quitando distorsión en pos de arreglos contra su voluntad. Melopea era un banda de directo, y era sobre el escenario donde sus fans podían ver a los auténticos "chicos malos de la playa". Quizá no personificaron un buen ejemplo entre los adolescentes que acudían en masa a sus conciertos, pensando que eran niños de papa, surfers y pijos, pero lo importante es que Melopea se lo pasaba en grande, y haciendo dinero.

En abril de 1989, gracias al éxito de ventas de su último disco, se embarcaron en la que sería una de sus mayores giras: 22 conciertos en Madrid, que incluían apariciones estelares en los programas televisivos de mayor audiencia.

Mas tarde grabaron un disco recopilatorio, sobre todo basado en la gira veraniega de 1986, el 'Directo Tour Verano 86'.

El grupo se fragmentó definitivamente en 1990, justo cuando se disponían a grabar un nuevo Lp, porque el rock-business empezaba a resultarles claustrofóbico y lo único que querían era coger olas en Pipeline.

Al cabo de los años, Melopea decidió volver a juntarse. Ellos son ahora José Pellón (guitarra), Jeremías San Martín (voz), procedente de Lunática, Luís Escalada (batería) procedente de Madera de Blues, Rodolfo (bajo), procedente de Los Monos y Chevo (guitarra) procedente de Mucho Mar, Estirpe y Victoria.

Redacción NO80s
(Aportaciones: myspace.com/melopeafanpage)

Mediterráneo

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Corrían los comienzos de la década de los 70's. Alicante y la provincia cuentan con un gran número de bandas de música rock, funky, soul, rock progresivo etc. Pero la obligación de hacer el servicio militar obliga a descomponer dichas bandas.

Como consecuencia, un buen número de músicos se quedan huérfanos de grupo. Esta circunstancia hace que los músicos que serán el germen de la banda Mediterráneo coincidan en una formación denominada “Huevo Frito”.

Víctor Carratalá (voz), Alfonso Linares "Lino" (batería), Juanele Guijarro (bajo), Pedro Giménez (guitarra) y Pepe Rey (guitarra), junto con Andrés (saxo) y Suqui Guerrero (clarinete) son Huevo frito. Cuando Pedro se desplaza a Madrid en 1973 para acabar sus estudios universitarios, otros guitarristas se unen a la banda que permanece unida un tiempo más.

Al regreso de Pedro de Madrid en 1975, se recompone el grupo, ahora bajo el nombre de Mandrágora, en el que están, Víctor, Lino, Juanele, Pedro y Pepe Rey y José al saxo.

Además de hacer versiones de grupos o cantantes famosos de rock, comienzan a componer sus primeros temas que tocan en directo bajo el nombre de Mediterráneo en festivales, institutos, discotecas, etc.

Pronto empiezan a arrastrar un buen número de público en sus actuaciones por Alicante y provincia. Tanto es así que una discográfica local, Aphrodita Discos, les propone hacer su primera grabación ‘Estrechas calles de Santa Cruz’ emblemático barrio Alicantino, justo el mismo día que Mediterráneo actúa junto al grupo Costablanca que presentaba su primer disco, en la discoteca Il Paradiso. Nos encontramos en el año 1978.

El álbum, aún siendo distribuido solamente en Valencia, fue un éxito gracias a los muchos aficionados que el grupo había estado arrastrando a lo largo de sus conciertos. En ese momento, José el saxo, ya había dejado la formación y se une al grupo “Tano” pianista cedido por el grupo Geyser, responsable de la introducción del mismo corte y algunos arreglos de otros temas de ese trabajo.

Durante el año 1979 Miguel Ríos que giraba con “La noche roja” por la geografía española, actuó en Alicante y Fernando González (el Fara), locutor de la “cadena 40” y amigo del grupo, le presentó el disco Estrechas calles… y apenas escuchó un poco, citó al grupo en Madrid para tratar de su fichaje con la discográfica Polydor. Una vez allí, después de una breve conversación con los dirigentes de esta discográfica quedaron citados para volver a hablar en 15 días. Dos horas más tarde y de vuelta a Alicante, Lino recibe la llamada de Mariscal Romero ofreciendo al grupo cinco años de contratos y comenzar a grabar en 7 días, reservando fechas de estudio y hoteles en ese mismo instante. Se regresó a Madrid y se cerró el trato con Chapa Discos en dos horas, además ya se habían unido a la banda Luís Ivars (piano y teclados) y Gino Pavone (percusionista), mientras que Pepe Rey deja la formación.

El primer disco de Zafiro se tituló ‘Tabarca’, que fue grabado en Audiofilm bajo la producción ejecutiva de Mariscal Romero entre el 17 al 21 julio de 1979. En sencillo se extraen ‘No, no, no/Altea’ y ‘Nada nuevo/Auto de la marcha’. Dicho trabajo se lo dedicaron a su compañero Pepe Rey (guitarra) y a Fernando González (encargado del sonido en directo). La banda empieza sus primeras actuaciones serias por toda España.

Pasado un año (1980) y nuevamente bajo la producción de Mariscal Romero sacan al mercado ‘Nº 1 en Usa’. Registrado en los estudios Ibiza Sound (Ibiza), junto con la participación de Javier Rodríguez en la guitarra. Tras la presentación del disco, Pedro abandona el grupo, quedando Javier como único guitarra durante un tiempo, hasta que entra Javier Rodríguez “Pelotas” para sustituirle, mientras que Gino Pavone decide probar suerte en solitario y abandona Mediterráneo, entrando en su lugar Gaspare Montalbano (percusionista). En single sale ‘Nº 1 en USA/Pido la palabra’.

‘Orgía’ es el titulo que lleva su Lp recopilatorio de 1981, del que se extraen en disco sencillo ‘Orgía de Neptuno/Talón sin fondo’ y en Maxisingle ‘Orgía de neptuno/Orgía de Neptuno (instrumental)’, esta última no incluida en el álbum.

Tras la marcha de Javier Rodríguez al servicio militar, se incorpora Alfonso Carratalá “Napi” (que provenía del grupo Costa Blanca), siendo esta nueva formación la que se encarga de componer y grabar, en 1982, ‘Algo nuevo’, que coincide con el momento de máxima popularidad del grupo. En discos promociónales editan ‘Echa las cortinas al sol/Todo normal’ y ‘Arrabal/Mi amigo’. La gira de presentación les lleva a hacer más de 80 actuaciones ese mismo año, siendo los más contratados de España. Gaspare regresa a Italia y le sustituye el percusionista Colombiano Álvaro “El Chévere” durante una breve temporada.

’5’ es el título del último trabajo para Chapa Discos, ya que el grupo decide seguir trabajando con otras compañías. Este nuevo disco vio la luz en 1983, del que se extrajeron en 7” ‘Dime que bebes/Elegante profesión’, ‘Mala reputación/Tu te sientes bien’ y en 12” ‘Dime que bebes/Jin-go-lo-ba’. Tanta es la popularidad en ese momento que ‘Dime que bebes’ es utilizado por una afamada marca de vodka como base de su campaña publicitaria en radio y televisión.

Ese mismo año (1983) ‘Tabarca’ es reeditado nuevamente por Chapa Discos junto a Serdisco.

Dos años después, concretamente en febrero de 1985, graban en los estudios Mediterráneo (Ibiza) de Mariscal Romero y para el sello Citra ‘Deja de besarme’. Se trata de un Maxisingle que incluye además del tema que da titulo al trabajo ‘Mujer’ y ‘Cuerpo diplomático’. Pocos meses después (1986) sale al mercado a través de Tuboescape Records ‘Tentaciones’, un Lp producido por ellos mismos, que contiene los cortes del Maxisingle junto con otros de nueva creación.

Se produce una nueva variación en los componentes, ya que Napi deja la banda y retornan al grupo Gino (percusión) y Pedro (guitarra). Tras el lanzamiento del disco la banda decide tomarse un tiempo de respiro, donde forman Slac Jazz (grupo de jazz), banda que funciona hasta 1990. Esta incursión en un estilo de música diferente, les reporta cierto éxito, momento en el que la banda pasa a un periodo de inactividad total en la que solamente Santiago (guitarra) y Víctor (cantante) siguen trabajando juntos y haciendo temas nuevos.

En 1991, sale al mercado a través de Zafiro/Chapa Discos un álbum recopilatorio en distintos formatos (Lp, Cd) titulado ‘Sus éxitos’.

Tras varios años inactivos como grupo, y gracias a una llamada de una de las radios locales de Alicante preguntando por el paradero actual de la banda, hace que el responsable del programa indague hasta encontrar en 1999 a Santiago y Víctor y hacer que presenten algún tema en dicha emisora. Es tal la aceptación, que rápidamente los miembros del grupo; Lino, Juanele, Víctor y Pedro, con la participación de Luís Ivars y Paco Baeza (percusionista), empiezan a tocar en directo y a “refundar” el grupo hasta la actualidad.

La demanda por parte de fans y amigos del mundo de la radio y del espectáculo les lleva a preparar una nueva producción y deciden volver a grabar los temas de más éxito, tanto de lanzamientos anteriores, como los que pegan muy bien en directo, así como alguno de los nuevos temas compuestos por Víctor y Pedro.

Tras probar en distintos estudios, se decide iniciar una nueva grabación en Julio de 2002, siendo el elegido los estudios Sacramento de Alicante, bajo la dirección de Daniel Saiz (hijo de José Manuel Saiz ingeniero inicial de sonido de Mediterráneo). La producción culmina en Noviembre de 2003, en la que han participado todos los miembros iniciales de grupo, incluido Gino Pavone, así como otros músicos.

Durante la trayectoria de Mediterráneo, han participado o participan en sus directos los músicos; Cayetano Lorenzo “Tano” (teclista, 1978), José Cifuentes (saxo tenor, 1977), Andrés Guerrero (saxo y clarinete, 1977), Manuel Salido (saxo alto, 1986), Diego Olmo (trompeta, 1986), Ramón Ordóñez (trombón, 1986), José Bornay (guitarra, 1986), Jesús “Chus” (guitarra, 1982), Paula Bas (voces, 1979), Vicente Ruiz (teclista, 2004), Rubén Carrillo (teclista, 2004), Fran (guitarra, 2004), Paco Baeza (percusión, 2000) y Antonio Prats “El Pelao” (percusión, 2004).

También hay que decir que los temas de Mediterráneo han formado parte de numerosos discos compilatorios: ‘No, no, no’ (Dos años del sonido chapa, 1979), ‘Nada nuevo’ (Zumo de radio, 1980 y Rockopilación vol. III, 1980), ‘Nº 1 en USA’ (Rockopilación vol.IV, 1981; Chapa Discos. Así empezó todo (Los principios del rock español), 1994; Chapa Discos. Así empezó todo (Los principios del rock español), 1997 y Lo mejor del pop & rock hispano (1957-1989), 2004), ‘Orgía de Neptuno’ (Chapa Discos presenta en exclusiva, 1981) y ‘Tabarca (fragmento)’ (¡Viva el rollo! Toda la bronca de los 70, 2003).

En 2016, se reedita en Alemania ‘Estrechas calles de Santa Cruz’, a través del sello Paisley Press.



Redacción NO80s. Pedro J. Pérez/Reyes Sánchez.
(Aportaciones: grupomediterraneo.com, Canal YouTube abrelapuertaninyo)

Melodrama

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Banda liderada por Dionís Olivé, grupo de acompañamiento en el disco de Jaume Sisa de 1979, lo que no hacía presagiar el giro popero que acabaron dando, pero lo cierto es que guardaban más similitudes con algunos de los primeros grupos de la Nueva Ola madrileña que con lo que se hacía en su propia ciudad: Barcelona.

No obstante el grupo data de 1976 cuando, desde el barcelonés barrio de Poblenou, la integran Dionís Olivé (voz y guitarra), Toni Olivé (bajo), Carles Collazos (batería) y Joan Navarro (teclados).

Su estilo musical, así como su imagen, se podría calificar de pop "ultrablando", con cierto aire a los Brincos y otras bandas de los 60's. Por otro lado, las letras de sus canciones, con títulos como 'No me digas que me dejas', excelente single al que su compañía no le supo sacar todo su rendimiento, fue una clara muestra del pop melódico que practicaban. Quizás, por ello, Dionís abandona el proyecto cuando están a punto de grabar su primer Lp.

Otros temas como 'Sabor a tutti frutti', no arreglaban mucho la situación, por lo que no queda más remedio que aplicarles, con todo merecimiento, el popular adjetivo de "baboso".

En 1980 graban su primer single 'No me digas que me dejas/Tu y yo y el Tibidabo' (Edigsa, 1980). Ese mismo año graban, junto a Sisa, 'Sisa & Melodrama' (Edigsa, 1980), reeditado con posterioridad por PDI en 1996. Además hacer su primera aparición televisiva en el imprescindible programa de Angel Casas, "Musical Express", en el que graban un tema, 'Filosofé', que no ha sido incluido en ninguno de sus discos.

Su segundo sencillos llegó dos años mas tarde con 'Sabor a tutti-fruti/Me equivoco' (Epic, 1982), y un año más tarde partipicipan en 'Barcelona ciudad abierta' (Wilde Records, 1983), un recopilatorio de varios artistas barceloneses, donde insertan su canción 'Comiendo pan'.

Un nuevo single en 1985 'Fes Flash/Fes Flash (discoteca)' (Audiovisuals de Sarrià, 1985), musicó el programa infantil de TV3 que dirigió Richard Reguant. A renglón seguido aparece su primer larga duración 'L'éxit truca a la porta' (Audiovisuals de Sarrià, 1985), con ocho temas escritos en catalán.

El grupo se deshace en 1986, justo antes de la música en catalán comenzara a ser un negocio. El malditismo que siempre acompañó a esta banda se plasma cinco años más tarde en un disco que titulan 'Grandes Fracasos. 1976-1991' (Transdisc, 1991), bajo el epígrafe "incluye sus diez fracasos más sonados" es el segundo álbum publicado por el grupo que, si en apariencia el título se insinúa como recopilatorio, se trata en realidad de diez temas nuevos. El disco constituye una mirada lúcida y cínica hacia atrás y una saludable arrogancia ante tanto grupo mediocre que escala las listas de éxito. Los hermanos Olivé se reunieron junto a Joan Navarro y el ex-troglodita Xavier Julià, para escoger estos diez temas de entre más de 160, todos inéditos, menos 'No me digas que me dejas', de su primer single. En ellos se suceden todas las obsesiones cotidianas que atormentaron en su momento a los componentes del grupo en clave irónica y surrealista, muy alejados de la parafernalia de la épica rock.

En 1994 vuelven a grabar con su buen amigo Sisa, 'El més galàctic' (PDI, 1994), pero no es la última vez que el grupo acompaña al músico catalán, ya que en 2006 Sisa y Melodrama se embarcan en un nuevo proyecto que da como resultado un triple CD titulado 'Les tres cares de la moneda' (Industries K, 2006), compuesto por un disco en directo, otro plagado de maquetas y un tercero con la reedición del disco de 1980.

En febrero de 2008, Melodrama ofrece una actuación en la sala Monasterio como vuelta a la vida del grupo, y conmemoración del 31 aniversario de su formación. La banda la compuso Dionís Olivé, Toni Olivé, Joan Navarro, Carlos Collazos y Xavier Julià, el estupendo guitarrista que formara parte de Los Intocables de Loquillo.

Unos meses más tarde colaboran en el disco 'Passos de zebra a l'infinit' de Splac, el grupo de los hijos de Dionís Olivé, Pau y Joan.

En 2010 aparece un nuevo disco del grupo, 'Dilluns a Tànger' (Mitik Records, 2010). Diecinueve años han tenido que pasar para que Melodrama diera a luz un nuevo trabajo. Tánger es la calle donde todavía mantienen su local de ensayo, donde se ha gestado el disco. Canciones viejas recuperadas y canciones nuevas es lo que se puede encontrar en este disco que, al escucharlo, recuerda toda la música de los años 70 y 80. El sello que lo pone en circulación es Mitik Records con Aurelio Morata (Rebeldes) al frente. La presentación del disco se realizó en la sala Luz de Gas de Barcelona.

El grupo participó en 2013 en la fiesta 'Jo vaig viure els 80s a Barcelona', organizada por el grupo de Facebook del mismo nombre, en un concierto memorable celebrado en la sala Salamandra de L'Hospitalet de Llobregat, donde compartieron escenario con míticas bandas de la época (Los Novios, Último Resorte, Elektroputos, Kamembert, Ultratruita, Los Bisontes, Piorreah o Trabelios -combo mixto de Decibelios y La Banda Trapera del Rio-).

En Octubre de 2016 aparece el nuevo disco de Sisa, 'Malalts del cel' (Satélite K, 2016), en el que Melodrama colabora en el tema 'Duchamp'.



Redacción NO80s

Médanos de Singapur

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Punk gracioso y saltimbanqui procedente de Bilbao, a camino entre Las Chinas y Derribos Arias que se formaron en 1982, con miembros que provenían de los grupos Snoopy, Verína y los Estricninos. Ellos eran Arantxa Díez (voz), Nika (voz), Javier Maculet (guitarra y sintetizador de guitarra), Reimun (guitarra solista), Seni (bajo y coros) y Kerri (bateria). Javier Maculet estaba a su vez con el grupo Como Huele.

Ese mismo año, graban su primera maqueta titulada ‘Escupe a la estupa’ (aunque no fue su única demo, ya que llegaron a grabar una segunda titulada ‘¿De que vas?’), con la que se presentan al concurso ‘Nuevos sonidos '80’, celebrado en la Sala Green’s de Las Arenas de Getxo en 1982, donde consiguieron llevarse el primer premio a la mejor banda.

En 1983, Médanos de Singapur son incluidos en el recopilatorio del sello Discos Suicidas ‘Sintonía independiente’ junto a las bandas In Extremis, Los Santos, Como Huele, Rufus, Los Impecables, Lavabos Iturriaga, Isidro y su colección de puertas plegables, Amas de casa, Nueva Religión, Zarama y Billy el niño y los fantasmas del pasado. El tema incluido fue ‘La farmacia’, que cuenta la historia de una chica muy enrollada que entra a trabajar en la farmacia de su padre y suministra a sus amigos todo tipo de pastillas gratis para el fin de semana. Fue un pequeño hit de fin de semana.

Seni y Kerri abandonan la formación entrando en su lugar Alfonso Herrero (bajo) e Izki (batería).

El futuro era de ellos y llegaron a viajar a Madrid para firmar con el sello Dos Rombos, donde estaban Las Vulpess y Ox pow, entre otros, pero el sello quebró antes de poder editar un single que, supuestamente, está grabado y nunca se ha oído.

El grupo terminaría por disolverse en 1984.

Poco después, Alfonso pasaría a formar parte del grupo Yo soy Julio Cesar, mientras que Javier, decidido a no vivir de la música, por motivos laborales se traslada a Barcelona, pero allí es donde sigue vinculado estrechamente cuando entra a formar parte de Virus23 e, incluso años después, se dedica a producir material de música electrónica bajo diferentes nombres como BH Project, MTC, BH, Infi90 o en colaboración con otros. Actualmente trabaja en el proyecto Periodic System.



Redacción NO80s
(Aportaciones: myspace.com/medanosdesingapur, javiermaculet.com, lamesacamilla.com)

Mecano

[Discografía] [Conciertos] [Prensa recortada] [Se fueron] [Imprenta]
Es el inicio de la década de los ochenta. El panorama musical parece aletargado, a excepción de algunos grupos de rock y las figuras de siempre. La música pop apenas existe y el único grupo con repercusión a nivel nacional, Pecos, está dando los últimos coletazos.

Sin embargo, la ciudad bulle. En numerosos lugares la gente se reúne, se disfraza, crean historias, hay interés y ganas de que empiecen a pasar las cosas. Se sigue, casi con fanatismo, los movimientos musicales y estéticos que vienen de Inglaterra. Madrid bulle. Y se empieza a gestar, lo que años más tarde, los críticos musicales, darían a conocer con el nombre de ‘movida madrileña’. Es la era de la imagen. Surge el movimiento ‘new-romantic’ bajo el que irrumpen a la luz una serie de grupos, que por diferentes razones, más pronto o más tarde han ido desapareciendo. No es el caso de Mecano, que también se inició bajo la etiqueta de grupo tecno-pop, pero que ha sabido adaptarse y evolucionar, al mismo tiempo que ha ido cambiando el criterio de su público. Podría decirse que Mecano surgió de la nada. El típico grupillo que se forma sin tener conciencia exacta de lo que supone el entramado de la industria musical.

José María, el mayor de los hermanos Cano, tocaba la guitarra desde siempre, interpretando sus propios temas. Su rollo era más bien de cantautor. Tocaba en casa y a veces se reunía con una amiga suya, compañera de facultad, y juntos interpretaban los temas que él componía. De manera casual se les unió Nacho, el hermano pequeño. De siempre había tenido grandes inquietudes musicales. Ya desde los trece años, se reunía con un grupo a tocar (entre los que se encontraba gente como el tristemente desaparecido Eduardo, máximo exponente de la ‘movida’ y uno de los fundadores de Pegamoides...).

El primer grupo de Nacho se llamó Prisma. Se reunían en un local de ensayo, bastante ‘cutre’ que alquilaban por horas. Pero la historia no llegó a cuajar, debido a la diversidad de criterios de sus componentes. Un poco desengañado, Nacho se dedicó a ensayar sólo, en casa, hasta que de una forma totalmente imprevista se unió a su hermano en su aventura musical.

Ana se vio un poco arrastrada a su situación de cantante. Nunca anteriormente se había visto en semejante situación y, dado su carácter tímido, puede que no hubiera aceptado ser la voz del grupo, de haber sabido el éxito que éste alcanzaría meses más tarde.

José María olvida entonces su idea de ser cantautor y se convierten en un trío. Tienen algunos temas y piensan que están preparados para darlos a conocer.

Intentan tocar en algún Pub, pero la cosa no sale como ellos esperaban. Nadie les hace caso y además les cobran las copas... ¡Es el colmo!. Pero de lo que el grupo dispone en grandes cantidades es de una ilusión tremenda y las ganas de continuar y salir adelante son aún mayores, pese a todas las dificultades que tienen en esta época. Ni siquiera les es posible ensayar con tranquilidad en casa, ya que la oposición de los padres, en especial de la madre de los hermanos Cano, es latente. No ven con buenos ojos que sus hijos abandonen los estudios para dedicarse a una profesión tan frágil e insegura como lo puede ser la de la música pop.

Mecano no siguen el procedimiento de otros grupos de su generación de moverse por determinados ambientes, determinados bares, darles la maqueta a Jesús Ordovás o Gonzalo Garrido, para que les radien en sus programas. Nada de eso. No es algo premeditado, pero su primer impulso, es el de acudir a una casa de discos. Se ponen en contacto, a la vez, con Polydor, Hispavox y CBS. Esto origina el interés de las compañías que piensan, unas de otras, que el trío interesa.

Al final se quedan con CBS ¡Todo un logro! que ellos celebran con alegría, aunque las cosas no habrían hecho más que empezar. Graban su primer single ‘Hoy no me Puedo Levantar’, pero la compañía no les presta demasiada atención. No conciben la imagen de trío, totalmente atípica en estos momentos y les dejan hacer un poco lo que quieren, postura que les beneficiaría más tarde, pudiendo tomar sus propias decisiones.

Les hacen un par de días de promoción en varias emisoras de Madrid y se desentienden. Compran 100 copias del single y empiezan a hacer promoción por su cuenta. Acuden a las emisoras de radio y presentan el disco a todo aquel que tenga relación con el mundo de la música. Su primer tema es bueno, y la reacción no se hace esperar. Es uno de los temas más bailados y escuchados en los ‘santuarios’ de la modernidad madrileña. Locales como por ejemplo ‘Pentagrama’, que han sido tomados por un público elitista y supuestamente entendido. Se ha hecho bastante ruido y la gente empieza a sentir curiosidad. ¿Quiénes serán estos chicos?. El tema empieza a sonar en emisoras como Onda 2, Radio 3 y Radio Popular.

En los directivos de CBS se despierta una corriente de confianza, pese a los desengaños que les han producido cosas que ellos veían muy claras...Greta, Sissi, Trastos...

Deciden hacer promoción a lo grande. Y las ventas se disparan de manera que el disco vendió 35.000 copias, no está nada mal, tratándose de un primer single.

En poco tiempo graban el segundo ‘Perdido en mi Habitación’ que no alcanza el rotundo éxito del primero, pero que les hace mantenerse en cabeza de popularidad.

A estas alturas, Mecano ya cuenta con un público fiel y bastante definido. Los ‘modernos’ de la capital les apoyan unánimemente. Se les clasifica bajo el cliché de grupo tecno-pop, amparándose en lo novedoso de su imagen y el sonido. Sus seguidores ven en ellos al grupo capaz de hacer salir del letargo musical en el que se encuentra.

Graban un vídeo - con escasos medios, por cierto -, pero que supone un adelanto en cuanto a la novedad y lo que es aún más importante es que la gente presta realmente atención a sus canciones. Las caras B son casi tan escuchadas como las caras A de los dos singles.

Las letras definen toda una ideología a seguir por una generación. ‘Quiero Vivir en la Ciudad’, se convierte casi en un himno y miles de jóvenes se declaran firmemente urbanos y apegados a la jungla del asfalto.

El fenómeno Mecano empieza a desbordarse. La compañía encantada, por supuesto. Les dan cuatrocientas horas de estudio, un viajecito a Londres y les preparan un presupuesto sobre un millón de pesetas para el Lp. El primer Lp.

La presentación se llevó a cabo en repuesta a la expectación reinante. Se decidió ofrecer una imagen ‘lujosa’ y algo decadente. La fotografía central del disco era un poco la carta de presentación del grupo. Ellos, vestidos en el más puro estilo italiano. Ella, de rosa pastel y con volantes. Algo suave y refinado, para un público distinguido.

Para seguir de glamour, la presentación tuvo lugar en el Hotel Palace. Representantes de toda la prensa y radio estaban allí reunidos, junto con numerosos invitados. Como invitado de excepción fue, el por aquel entonces alcalde de Madrid, don Enrique Tierno Galván, que haciendo los honores al single que sirvió de lanzamiento a todo el Lp se ‘coló’ en la fiesta, para alegría de todos los allí presentes.

El despliegue de medios fue espectacular, sin duda, y los resultados no tardaron en mostrarse a la luz. Aunque en un principio fue el público mal denominado ‘moderno’ el que apoyó a Mecano, tras la salida al mercado de su primer Lp, es un sector mayoritario de la juventud el que se ‘apropia’ de sus canciones y las convierte en bandera de sus ideales adolescentes. Las letras de los temas responden perfectamente a los gustos de un público quinceañero, que busca algo más que pasárselo bien escuchando un disco. Esta podría ser una de las claves de su éxito. No sólo van destinando a un público femenino y quinceañero, sino que un sector más adulto se siente también atraído por esa frescura, esa originalidad...

100.000 Lp's vendidos en tres meses. Doble Lp de oro!. Un éxito total, no se puede negar. Y Mecano salta a las páginas de las revistas. Firman discos ante miles de fans en grandes almacenes. Fans que esperan durante horas y horas colas interminables para ver tan sólo durante un momento a sus ídolos.

Se les invita a polémicos programas de TV y todo el mundo habla sobre ellos. Son asediados y envidiados y todo esto de la noche a la mañana. Pero Mecano tiene las ideas bien claras, saben lo que quieren y van a por todas.

El siguiente paso consiste ahora en preparar el directo. Importante labor, ya que tienen a todos los medios en busca del más mínimo fallo. No se pueden cometer errores y aunque nunca anteriormente habían tocado cara al público, lo preparan todo minuciosamente. Como músicos de refuerzo se acompañan por un baterista (Javier de Juan) y un bajista (Manolo Aguilar), excelentes, que ya han colaborado con ellos en el Lp.

Pero realmente el peso de las actuaciones recae en los tres jóvenes músicos. Y es curioso observar las transformaciones en cuanto a mejoras, tanto escénica como a nivel personal de los tres miembros del grupo. Nunca se podría comparar un primer concierto con el espectáculo de música, luz e imagen que ofrece Mecano actualmente. Pero la mejora en preparación artística se ha hecho evidente, quizá donde se pueda notar una mayor diferencia sea en el caso de Ana Torroja, la cantante. Qué, de cantar tímidamente los primeros temas del grupo en las discotecas donde actuaban, ha pasado a ser uno de los pilares básicos de la formación.

Realmente los tres han crecido tanto como músicos como a nivel personal encima de un escenario, eso es algo que se nota. Tantos años de trayectoria musical en un grupo español es un hecho a considerar, ya que no se da con excesiva frecuencia. Más aún, cuando el grupo del que se trata en cuestión ha pasado de ser el que más vendía, pero sin el reconocimiento de la calidad de su música por la crítica, a ser el grupo que más ha vendido y al que nadie puede reprochar el perfecto acabado de sus más recientes trabajos.

Las primeras galas estaban organizadas por cuenta de Uribarri, que en aquellos momentos era una persona llena de contactos en el ambiente musical. El caché inicial era de 350.000 ptas. El montaje que se ofrecía entonces era muy simple, pero en aquellos momentos impactaba igualmente al público, que no estaba demasiado acostumbrado a presenciar actuaciones tan cuidadas, sobre todo por grupos que están empezando. Es, en esta primera época cuando surgen los problemas típicos de las giras y, evidentemente, se paga la ‘novatada’. Algunos sitios no contaban con las dimensiones adecuadas para instalar el equipo, las salas no cuentan con los requisitos mínimos indispensables para tocar, no se respetan excesivamente las reglas del contrato... El principal problema es que no todas estas cosas, no se saben hasta que el grupo no aparece en concierto, con lo cual ya es tarde para cancelar la actuación, puesto que todo el mundo ha comprado ya sus entradas y esperan con impaciencia que empiece. Por eso, muchas veces, los grupos se ven ‘obligados’ a actuar en condiciones que no son las mejores, a veces con problemas graves de sonido, ante un público ajeno a todo esto, que quiere lo mejor de su grupo.

Pero estos problemas no desaniman en absoluto a Mecano, que en directo se sienten como por el agua y se recorren la geografía española con su repertorio de canciones frescas y bailables. No cabe duda que la presencia del público les estimula y gala tras gala van consiguiendo que los chicos pierdan la timidez y se entreguen de lleno.

El primer Lp incluía canciones como ‘Cenando en París’ (única canción de amor de todo el Lp), ‘No me Enseñen la lección’, ‘La máquina de vapor’, ‘Maquillaje’ (que sería número 1 y tema indiscutible del verano...), ‘El Fin del Mundo’, ‘Me Voy de Casa’, ‘Sólo Soy una Persona’ (letra de la cual José María manifestaba abiertamente estar influido por Sartre), ‘Boda en Londres’, tema exclusivamente instrumental, que ya descubría el potencial del que más tarde sería uno de los músicos más inquietos y creativos de todo el país, Nacho Cano. Casi todos los temas estaban compuestos por él, siendo el creador de las músicas más pegadizas, mientras que su hermano José María asumía el papel de ‘serio del grupo’. Los temas de José son, en principio, más profundos, más elaborados y los de su hermano son más asequibles, por lo que conectan de lleno con la gente, convirtiéndose en éxitos seguros.

Con el tiempo reconocerán que, en este primer Lp, había un cierto halo de desencanto, consecuencias de sus sentimientos personales de desconfianza hacia el futuro. Estas ideas, tan afines con la gente de su misma edad, consiguieron el rápido éxito de Mecano al principio. Han llegado muy alto, en muy poco tiempo, y los tres componentes del grupo se sienten desbordados por todo el movimiento que han originado a su alrededor. No obstante, saben encajar muy bien todos estos cambios, sin que influyan excesivamente en su personalidad. Los tres han alternado sus estudios hasta ahora con su faceta musical, y tanto Ana como José van a intentar compaginar, al menos durante un cierto tiempo, las dos cosas. Pero Nacho no. Pese a ser el pequeño de los tres sabe perfectamente lo que quiere. El se siente, ante todo, músico y no va a cejar en su empeño por demostrárselo a quien haga falta. Tiene muy claro que lo que él quiere es vivir de la música y para conseguirlo no le importa dedicar las 24 horas del día si es preciso. Aparecen reportajes sobre Mecano en las publicaciones más importantes del país. Se les considera el grupo revelación del momento y su presencia es requerida en cualquier fiesta. Asimismo, candidatos a un número importante de premios. Consiguen los consabidos discos de oro, plata, platino, etc.

El lanzamiento del tema Maxi ‘Maquillaje’ en plena campaña estival les convierte en los número uno indiscutible del verano.

Son admirados, odiados, envidiados, pero no son un grupo indiferente. Se ven atacados de continuo por otros grupos que les reprochan su comercialidad. Realmente, y esto es algo que cualquier grupo actual reconoce sinceramente, Mecano fueron un grupo pionero. Abrieron campos en muchos sentidos. Han abierto caminos que estaban cerrados, musicalmente hablando, hasta que ellos aparecieron. Fueron de los primeros grupos en adoptar una imagen definida y premeditada, cara al público. Con todas las ventajas e inconvenientes que esto supone, claro está. También fueron de los primeros grupos en aprovechar la eficacia del vídeo-clip para reforzar sus campañas publicitarias. De los primeros promocionales, grabados con muy pocos medios y en un plan muy casero hasta ‘Una Rosa es una Rosa’, numerosas canciones del grupo que se han visto escenificadas, con mayor o menor acierto, en pequeñas películas de 3 minutos de duración.

Igualmente fueron precursores al adoptar las versiones Maxi-Single para sus temas. Algo que no era muy frecuente en grupos españoles. El Maxi de ‘Maquillaje’, con una portada colorista y francamente bien diseñada, incluía dos temas inéditos en su primer Lp, ‘Super Ratón’ y ‘Napoleón’, que también eran interpretados por el grupo en directo.

Pero Mecano no se conformaba con el éxito obtenido en España y debido a que ‘Hoy no me Puedo Levantar’ era un disco que se escuchaba frecuentemente en algunas emisoras inglesas, deciden probar suerte (apoyados por CBS) en el mercado anglosajón. Para lo cual hacen una versión en inglés del tema ‘Me Colé en una Fiesta’ (‘The Uninvited Guest’). No ocurrió nada con este disco, pero les sirvió como una especie de tanteo para introducirse en mercados diferentes al español. Más tarde se inclinarían por el sudamericano, difícil en principio, porque hasta hace poco se consideraba un público ‘de segunda’, sólo para folklóricas y cantautores. Pero Mecano supo ser el filón que supone par un grupo de tantos miles de potenciales compradores para sus discos, y, hoy en día, gracias a ellos (que fueron los primeros en atreverse a probar suerte al otro lado del Atlántico y a Hombres G) el mercado del disco en América Latina es un objetivo bastante importante para la mayoría de los grupos de cierta repercusión.

Hasta estos momentos las cosas marchaban bastante bien. No hay más problemas que los típicos de organización cuando hay mucha gente en movimiento. Más sí ocurrió una anécdota poco agradable. Una noche en el último noticiario se daba la triste noticia del fallecimiento de la vocalista del grupo Mecano. La conmoción fue mayúscula, sobre todo para la asustada Ana, que estaba casualmente viendo la televisión cuando se difundió la noticia. Rápidamente avisó a su familia y al resto de los componentes del grupo. Pero el teléfono no cesó de sonar aquella noche y fueron numerosos los telegramas de condolencia que se recibieron pese a que se desmintió el hecho lo antes posible. Esto fue algo que molestó al grupo, que no se explicaba como una agencia de noticias, supuestamente seria como la que difundió el hecho, podía hacer esto sin la debida confirmación. Pero había mucho trabajo. Estaba la preparación del segundo Lp, por lo que pronto este hecho pasaría a ser una simple anécdota a recordar, entre las muchas que se han ido sumando al cabo de los años. Además tenían prevista su presentación ‘a lo grande’ ente el público de Madrid, lo que suponía un reto, dado la enorme responsabilidad y la gran expectación de todos los fans. La principal preocupación era contar con el tiempo suficiente para la preparación necesaria y los resultados, a la vista están...

El concierto-presentación tuvo lugar en Diciembre del 82 en el Pabellón de los Deportes del Real Madrid. El despliegue de medios, espectacular. Todo el equipo de luces y sonido fue expresamente contratado y traído desde Milán para esta gala, aunque, en vista de los resultados y el éxito obtenido, trabajarían con este equipo en posteriores conciertos. El lleno fue total, pese a lo poco usual de la fecha. A ambos lados del escenario se colocaron dos pantallas gigantes de vídeo, que permitían seguir el concierto algo más de cerca, para toda la gente que no había conseguido situarse en las primeras filas... El vestuario del grupo también fue expresamente seleccionado para esa noche. La imagen, que siempre ha sido un factor muy a tener en cuenta por los tres componentes del grupo, es

una baza muy importante para la faceta de la cantante, que esa noche hizo que todas las miradas recayeran en su atiendo, satén rosa y marebú, anticipándose al que sería el segundo Lp del grupo: ¿Dónde está el País de las Hadas?. La preparación de este disco grande se vio sometida a constantes presiones, ya que venía precedida del enorme éxito anterior y la preocupación por conseguir un resultado de mayor calidad era el factor dominante, tanto por parte del triunfo como la compañía de discos. El tiempo era el principal ‘enemigo’, teniendo en cuenta que el nuevo disco debería estar a la venta en primavera. Las prisas, de todos es sabido, nunca han sido buenas y durante la grabación se podía percibir un cierto clima de ansiedad. Pese a todo, a finales de Abril, el master volvía a España y estaba todo preparado para la venta y distribución, ya que el corte del acetato se había hecho en Londres. El single que se sacó de adelanto fue ‘Barco a Venus’, una canción que, en su momento, hizo correr ríos de tinta en la prensa musical. El tema en cuestión era el consumo de drogas en la juventud, a lo que Mecano se considera totalmente contrario. Esta ‘afirmación’, por así decirlo, consiguió que el público se definiera aún más entre un sector muy joven de edades comprendidas entre los quince y los dieciocho años y con una posición económica más desahogada y alejada de los problemas que acucian a otros sectores juveniles de la población, no tan afortunados.

De nuevo había que empezar con el agotador (y odiado) trabajo de promoción en emisoras de radio, firmas de discos en grandes almacenes y toda la parafernalia que rodea la presentación de un nuevo disco. Y comenzaba, asimismo, su segundo año de galas. Mucho más sueltos, mucho más seguros. Abandonan la antigua compañía de management, con la que trabajaban y firman un contrato con Rosa Lagarrigue, su nuevo manager que también lo es de Miguel Bosé, y será una persona que influirá positivamente en la trayectoria musical del grupo, ya que a través del directo, sabrá dar un enfoque nuevo y aumentar el potencial del trío, en su justo momento.

Las galas del segundo año se inician prácticamente con un concierto en el madrileño parque de El Retiro, para un programa de radio de gran tradición, ‘El Gran Musical’. La cita tiene lugar esta vez en el paseo de los Coches y debido a que se trataba de un concierto al aire libre, es difícil calcular la cifra exacta de personas que se acercaron a disfrutar del espectáculo de Mecano. Fácilmente entre dos y tres mil personas.

La gira de este año es más pesada, debido a que el número de fechas contratadas es mucho mayor, prácticamente se pasan todo el verano en la carretera, pero también es más cómoda gracias a la perfecta organización. Compran una furgoneta en la que disponen de camas para poder descansar entre viaje y viaje. Siempre es más cómodo viajar en un coche, por muy grande que éste sea, y además tanto José como Nacho pueden disponer de sus instrumentos y componer o trazar esbozos de las nuevas canciones durante los largos recorridos que separan una ciudad de otra.

La imagen del grupo, en este verano, es chocante y sorprende a su público, como siempre. Los tres Mecano salen a escena con unos ropajes de aspecto envejecido y llenos de tiznados. Asimismo, la decoración del escenario guarda la misma estética con redes colgantes y humo de colores, que enmarca la interpretación de cada tema, en una atmósfera de irrealidad. El continuo trato entre los tres componentes hace que surjan los pequeños roces propios de cualquier relación. Tanto José como Nacho poseen un carácter muy decidido y están convencidos de sus ideas y de cómo llevarlas a cabo. Esto unido al hecho de que son hermanos multiplica las desavenencias, aunque por fortuna Ana siempre ejerce de mediadora entre los dos.

Una vez que la carrera musical de Mecano está consolidada, los hermanos Cano se deciden a abonar otros campos, por los que siempre se han sentido atraídos, como la composición de temas para otros grupos e incluso la producción. El primero en lanzarse a esta nueva aventura es Nacho, que compone un tema para Rubi, ‘Me He Enamorado de un Fan’ y de esta forma inicia su carrera como músico al margen de Mecano. José María tardaría más tiempo en decidirse, pero si bien Nacho ha abandonado prácticamente hoy en día las composiciones para otros grupos dedicándose de lleno a la producción, José sigue creando preciosos temas, llenos de sensibilidad para artistas como Massiel, Ana Belén o Sara Montiel, entre otros.

El grupo debut con el que Nacho iniciará su andadura como productor era un grupo de Valencia (España), compuesto por seis personas, tres chicos y tres chicas. Se llamaban Betty Troupe. La cosa surgió espontáneamente. En una de las múltiples actuaciones de Mecano en Valencia se conocieron, Nacho escuchó la maqueta y se sintió interesado y de esta forma se decidió la grabación de un Lp. Por este tiempo la ‘movida madrileña’ se había trasladado un poco más hacia el Mediterráneo y había generado la ‘movida valencia’. Betty Troupe eran exponente de este movimiento y no tuvieron excesiva suerte en el terreno musical. Después de la grabación del primer Lp se disolvieron, pasando a ser una de esas agrupaciones fugaces de la música española. No obstante, el trabajo de producción de Nacho Cano fue una labor muy bien realizada. Muy profesional. El joven músico ya contaba entonces con una serie de adelantos musicales, que facilitan la labor a un grupo. El último ‘juguete’ adquirido era el Fairlight C.M.J. Un sintetizador que realmente no lo es, sino más bien un ordenador con teclado incorporado y capaz de reproducir cualquier sonido, natural o no. La adquisición de este instrumento llevó a Nacho a investigar en la creación de nuevos sonidos, dando lugar a un producto tan sofisticado como fue en su día ‘Japón’. Los recursos musicales utilizados en este nuevo disco (de su tercer Lp ‘Ya Viene el Sol’, 1984) iban desde sonidos reales de fábrica (golpes de martillo, diversos instrumentos...) hasta murmullos de voces. Todo esto muy codificado y muy, muy técnico.

Otros trabajos realizados por Nacho Cano fueron la creación de la banda sonora de la película ‘Sal Gorda’, junto con otros grupos, la creación de sintonías para emisoras y numerosos anuncios, etc. Pero su madurez como productor la iba a alcanzar junto a Rafael Abitbol, en una compañía que crearon expresamente para sacar a la luz el álbum de un grupo en el cual los dos confiaban ciegamente: La Unión. Su tema ‘Lobo Hombre en París’ arrasó literalmente en las listas de ventas, demostrando que sí es posible la colaboración entre miembros de diferentes grupos, al margen del estilo que cada uno pueda tener. El trabajo de producción de Nacho Cano con otros grupos, ha sido de mejor repercusión, como en el caso de Magenta (trío femenino de Burgos, que llegaron a grabar su primer Lp para CBS, pero sin demasiada suerte...) o el dúo Alex y Christina.

Para los tres componentes del grupo siempre ha estado muy claro que lo principal era Mecano, el motor de todo lo demás, pero aparte de eso, siempre se han sentido atraídos por otras facetas dentro del terreno musical. De ahí la creación de un estudio de grabación, en el cual poder dar forma a cualquier idea, con un resultado absolutamente profesional. El interés de estos chicos por nuevos grupos siempre ha sido algo muy importante. La mayoría de los componentes de otros grupos tienen suficiente con el esfuerzo que requiere el dedicarse a la música como componente de un grupo (composición, giras, promoción...). Pero para Mecano se les ha quedado un poco ‘pequeño’ y necesitan cubrir con otras facetas las enormes inquietudes musicales que demuestran.

Optimismo. Posiblemente la palabra clave. Las 9 letras que han hecho posible que Mecano se convirtiera en un símbolo, en una secreta aspiración. Porque Ana, Nacho y José María son inevitable punto de referencia. El punto de referencia. Forman el grupo más grande que ha dado España en la historia del pop, y ninguna otra banda resiste la comparación. Tan sólo Los Bravos podrán asimilarse a la categoría alcanzada por Mecano, pero éste cuenta con algo de lo que carecía la banda de Mike Kennedy: capacidad compositiva. Al margen de que Mecano venda más o menos discos, hay un factor que no puede escapar a la consideración de estas líneas, y que es una inaudita capacidad del trío para dominar los entresijos que existen en el ‘negocio’. Desde el momento en que a alguien se le ocurre una afortunada melodía, hasta que ese esbozo, transformado y hecho vinilo, se vende en las tiendas... y se plasma sobre un escenario. Es definitivo. Composición, instrumentación, arreglos, producción, voces... todo pasa por las manos del trío y todo queda impregnado de ese halo mágico que Mecano posee: el optimismo. Un optimismo que queda de manifiesto allí donde los engaños ya no son posibles, donde los trucos de estudio y las producciones ‘milagrosas’ pierden sus facultades. En directo. Allí Mecano demuestra los cómo y los por qué de su enorme triunfo, marca la diferencia. En directo es la ‘bicha’ de muchas bandas, el lugar donde no se puede mentir y donde los defectos y las ineptitudes machacan muchos productos ‘de estudio’. Es lo que los taurinos definirían coma ‘la hora de la verdad’. Es la hora en que Mecano consigue faenas perfectas, llenas de arrojo y técnica, arriesgan cargando la suerte hasta cotas con las que nadie se atreve, y como consecuencia de ello, consiguen sus mayores triunfos. Triunfos que - tal vez no sea pura coincidencia -, a menudo han tenido lugar en las plazas de toros de la geografía española. Son hechos innegables, axiomas que como tales no necesitan ser demostrados, basta con observarlos, con comprobarlos.

¿Cuáles son - o han sido - las causas de tan enorme éxito?. El que un grupo sea ‘número uno’ de forma indiscutible tiene siempre sus razones, por más que algunas veces se encuentren ocultas en los complicados caminos de la mercadotecnia. Mecano cuenta con una virtud que se hizo patente desde sus primeros días, cuando ‘Hoy no me Puedo Levantar’ podía haber sido un simple ‘one wonder hit’ (como los americanos definen a las canciones de los grupos de un solo éxito, condenados al pronto olvido), y nadie sabía el potencial futuro del grupo. Enseguida demostraron que les sobraba profesionalidad. Una profesionalidad que les ha hecho buscar desde sus primeros escarceos la mejor sección de ritmo posible para acompañarles en directo - inolvidable formada por Javier de Juan, batería, y Manolo Aguilar, bajo, o aquella de la que formó parte el baterista Arturo Terriza - y que les ha convertido de ser unos aficionados con buenas aptitudes, en unos músicos de pies a cabeza. No se les cayeron nunca los anillos, y así, aprendieron cuando tenían que aprender y se evitaron un posible salto en el vacío, fruto de la ambición irrefrenable. Es en esos primeros tiempos donde Mecano sembró los frutos que recoge hoy en día. Las últimas giras que han hecho poco tienen que ver - ni en medios ni en aporte creativo y escénico - con aquellas que hace años les llevaba a actuar en una diminuta discoteca de Colmenar Viejo, por poner un ejemplo.

Muchas cosas han cambiado, pero otras, las que definen la perduración en el éxito, no lo han hecho. Su capacidad de evolución, de avances han sido claves en todo ello, y les ha permitido protagonizar una inhabitual situación. Mecano ha asistido - a pesar de ser protagonista del suceso, tal vez, un poco como espectador - al curioso hecho - en España -, de la dignificación espontánea de una banda. En vez de ser atacados y fusilados por lo que se llama ‘crítica especializada’ - tradicionalmente reacia a admitir la calidad en productos de amplio éxito comercial -, han conseguido ‘convencer’ a ésta, hasta el punto de que proclamara ‘Cruz de Navajas’ como mejor canción del año 1987. Algo sin precedentes y que acerca a otra de las claves del triunfo del trío. Pocas veces - tal vez ninguna -, un grupo ha gozado del respeto de un abanico de gente tan amplio. Pocas veces las canciones de un grupo se han radiado tanto en emisoras comerciales centradas en la radiofórmula como en programas especializados más o menos elitistas. Nadie se atreve hoy en día a denostar al grupo.

El milagro de la unificación entre los seguidores de las primeras canciones - Perdido en mi Habitación, Me Colé en una Fiesta, Maquillaje -, donde la faceta comercial - vía Nacho - predominaba sobre el resto de los calificativos, y los nuevos amantes del conglomerado de influencias que maneja Mecano, con lo que ello conlleva de diferencia de edad es un hecho. El ‘milagro’ puede en este caso ampliarse al enemigo público número uno que ha tenido tradicionalmente la música joven, y que en este caso se ha visto superado por la realidad: Mecano también gusta a los padres de los más enfervorizados seguidores. Si todo el mundo está de acuerdo, el triunfo de Mecano se convierte en algo lógico. No podría ser de otra forma. Vender discos en las cantidades que lo hace Mecano era impensable hasta hace poco tiempo. Cuando Ariola pagó una cifra, que según rumores fue de 100 millones de pesetas por fichar a Mecano, casi todo el mundo pensó que se habían pillado, no sólo los dedos, sino las manos. Casi nadie pensaba que en tres discos - duración del contrato - se pudiera amortizar tal cantidad, porque ello conllevaría una cifra de ventas que nunca nadie había alcanzado un grupo español. Hoy el artífice del fichaje puede contar con orgullo que un sólo elepé ha bastado para recuperar la inversión. ‘Entre el Cielo y el Suelo’ ha roto récords sobrepasando el millón de copias vendidas y ha colocado a Mecano en un lugar inalcanzable.

Pero lo que ha colocado al trío en situación de poder afirmar que no tienen rivales en España no ha sido el hecho de sus ventas, sino el formidable espectáculo que han supuesto sus shows veraniegos. Un espectáculo que no sólo tenía lugar sobre el escenario, sino también frente a él. Hay que haber visto la reacción de los asistentes a los conciertos de Mecano para creerlo. En concreto, el de Madrid (1988) situó el éxito en un punto que nunca antes nadie, ni siquiera artistas foráneos, había alcanzado. Dos horas en la que el público no paró -literalmente- de aplaudir, tararear y gritar, es algo que debe hacer reflexionar a cualquiera. Asistir al concierto con un conocido organizador y promotor de conciertos y oírle decir ‘nunca he visto una cosa igual’, hace plantearse el hecho de que Mecano domina más allá de su música. Conseguir una respuesta del público unánime del calibre que lo hace Mecano, lleva a la primera palabra escrita: Optimismo. Y optimismo lleva a otra cosa más importante: conexión, capacidad de comunicación. Una capacidad que tiene su origen en la anterior diversificación de Mecano.

Ya no son sólo las magistrales melodías que crea Nacho. A su innato talento para hacer ‘tarareables’ sus canciones, se une ahora las más estudiadas y trascendentes tonadas de José María, con lo que el círculo se cierra. Se cierra, porque al servicio de unas y otras hay una voz como la de Ana Torroja, que, además de ser objeto de deseo del público masculino - otro tanto le sucede a los hermanos Cano con las féminas - abruma a unos y otros con la maestría vocal que ha alcanzado. Oír su voz en ‘Aire’ abruma por calidad y ductilidad, algo a lo que Ana es capaz de añadir - formando un trío mágico -, sentimiento suficiente para transformar canciones en auténticos poemas, algo que parece sólo podría existir en la mente del creador de la letra. Y todo ello no serviría de nada si no fueran capaces - como son - de integrar al público, de hacerle copartícipe del asunto. Es el show perfecto. Aquel en el que el equilibrio entre la tecnología y lo tangible se convierten en un todo inseparable.

Un cuidado escenario, una cuidada selección de luces y demás recursos lumínicos contribuye a realzar lo que sucede sobre la tarima. Allí se distribuyen el espacio de la forma habitual: en el centro y atrás, la sección de ritmo, Nacho, con su inevitable montaña de teclados rodeándole, se sitúa a la izquierda del espectador, José María, a la derecha, con un par de teclados y su guitarra, y Ana, prodigio de ocupación física para alguien de pequeño tamaño, manda y templa en la parte delantera. Es sorprendente el cambio efectuado por la cantante. Las ‘tablas’ acumuladas por el grupo se ven puestas de manifiesto por la actitud de Ana. No se limita a cantar los temas, sino que los arropa con convicción, dando un aire interpretativo que la aúpa a una nueva categoría. Ana es toda una artista, que maneja con igual soltura el lenguaje de la voz que el corporal, y que da el toque justo a lo que Nacho y José María han compuesto. Aúnan de esta forma las dos condiciones que ha de tener el directo: audio y vídeo. El audio, algo tradicional en el trío, es impecable. La ya antigua apuesta por la última tecnología tiene su recompensa, y así, ritmos, teclados de fondo y punteos de sintetizador, piano o guitarra se oyen con nitidez, cada uno en el nivel que le corresponde. Lo más florido del repertorio va desfilando mientras el público parece ajeno a esta distinción: corean con igual fuerza todos los temas - ¿qué otro grupo puede presumir de que su público sepa las letras de TODAS las canciones?, para ellos no hay mejores o peores, sólo hay canciones de Mecano -. Y así, mientras Ana va demostrando que es la mejor cantante pop que hay en España, Nacho y José María hacen gala de su constante progresión como instrumentistas, las canciones de Mecano van consumiendo el tiempo entre el delirio de un público entregado desde el momento en que compró la entrada.

Son parte de los sucesos que rodean a Mecano. En todos ellos se refleja la tremenda capacidad de animar, de optimizar situaciones, ya que incluso las baladas en las que cantan a algún amor perdido, pero no olvidado, llevan consigo una carga de esperanza, no de abandono. Mecano es el optimismo, y sus shows es el mejor escaparate de ello. La calidad de las letras de José María, la tremenda capacidad de Nacho para acercar sus letras a los jóvenes y la forma en que Ana las vende, no tiene parangón. Otro tanto sucede con la música. Ana, José María y Nacho, hacen plantear de nuevo la incógnita que un hábil anunciante utilizaba para un nuevo modelo de automóvil: ‘Compárelo, pero..., ¿con qué?’. Lo mismo sucede con Mecano. No tienen comparación, porque no tienen rival. Así de sencillo.

Tras el triunfo en España y en América Latina, además de sus incursiones en el Lejano Oriente, llegó la expansión por Europa. El primer destino fue Italia. El primer álbum de Mecano en un idioma distinto al español fue ‘Figlio della Luna’. Su lanzamiento en Italia en los primeros meses de 1989 se convirtió en el primer paso para su desarrollo europeo. Ha sido Francia el lugar elegido para que Mecano conquiste definitivamente el mercado europeo. La versión francesa de ‘Mujer Contra Mujer’ (Une Femme Avec Une Femme) estuvo durante siete semanas en el número uno de las listas francesas y el sencillo convertido en disco de Oro, con más de 400.000 copias vendidas. El Lp es Top 10 y doble disco de Oro, con más de 250.000 ejemplares vendidos. En Holanda Hijo de la Luna fue Top 3 en las listas de ventas y el álbum Top 10. Bélgica es otro país donde Mecano se consolidó en 1990.

Comienzan los rumores de una supuesta separación, los cuales fueron callados con el lanzamiento de un nuevo disco en 1991, su séptimo Lp ‘Aidalai’, con versiones en francés y en italiano. ‘El 7 de Septiembre’ fue el primer sencillo promocionado, el cual se escuchó con gran intensidad en todas las emisoras.

En él Ana canta por primera vez salsa (‘Bailando Salsa’) y graba un tema flamenco titulado ‘Una Rosa es una Rosa’. En ‘Aidalai’ demuestran su versatilidad al cantar salsa y rumba flamenca, recrear una historia de un enfermo de Sida, rendir homenaje a Dalai Lama y hacer con el tema ‘El Uno, el Dos, el Tres’ una retrospectiva de lo que ha sido Mecano desde su primer éxito ‘Hoy no me Puedo Levantar’.

Con ‘Aidalai’ realizaron 37 conciertos en España y 105 en el resto del mundo. Una ambiciosa gira que se realizó desde junio de 1991 y hasta septiembre de 1992, y que dejó a Ana Torroja con laringitis.

En 1992 los integrantes de Mecano decidieron tomarse un descanso para deslastrarse del estrés que les produjo el éxito efervescente, los viajes, el acoso de los fans, las entrevistas, la grabación de un disco tras otro, la presencia en programas de televisión y, en fin, todo lo que implica el estrellato; el tiempo estipulado era de tres años.

Durante los seis años que permanecieron apartados de Mecano, cada uno de los talentosos hermanos se dedicó a darle rienda suelta a los deseos que venían cultivando individualmente y que no tenían cabida en la apretada agenda del grupo.

Asi, Nacho Cano publicó a finales de 1994 su disco en solitario ‘Un mundo separado por el mismo Dios’ que no deja espacios para dejar de extasiarse con el derroche de imaginación y utilización de la fantasía mezclada con la misma realidad. Tras éste disco y su correspondiente gira, que durante más de 4 meses y 25 conciertos le llevó por toda España, publicó en 1996 su, hasta ahora, segundo trabajo en solitario ‘El lado femenino’, donde armonizó a la perfección su música con las voces de distintas cantantes (Mercedes Ferrer, Denise Rivera, etc.).

Tras la gira de 1997 de Nacho Cano, con la que visitó numerosas ciudades Españolas y Mexicanas, publicó ‘The Femenine Side’ y ‘Côté femme’ (las correspondientes versiones en inglés y francés de ‘El lado femenino’), las cuales completan su discografía.

Seguidos al trabajo de Nacho, Ana Torroja publicó ‘Puntos cardinales’, cosechando, al igual que Nacho, grandes triunfos en España y Latinoamérica.

Con la publicación de ‘Luna’ a finales de 1997, José María Cano vio al fin, el fruto de cinco largos años dedicados por completo a la confección de éste drama lírico, que finalmente consiguió estrenar en el Palau de Valencia en Junio de 1998.

En ese mismo año, 1998, BMG lanza 'Ana Jose Nacho', un recopilatorio que incluía siete canciones nuevas. Varios recopilatorios mas durante la década 00's, entre los cuales destacan dos: 'Mecano. Obras completas' (sus siete álbumes oficiales, seis de estudio mas el directo, y un bonus Cd con rarezas, caras B y temas cantados en francés e italiano) editado en 2005 y 'Siglo XXI', un doble Cd (+ doble Dvd) que celebra el 30 aniversario del nacimiento del grupo, ambos puestos en circulación por Sony / BMG.

Entre abril de 2005 y julio de 2011, se puso en escena el musical, dirigido por el propio Nacho Cano, 'Hoy no me puedo levantar', basado en las canciones del grupo musical español Mecano. El espectáculo, que adopta el título de la canción del mismo nombre contenida en Mecano, el primer Lp del grupo editado en 1981, trata de ser un reflejo de 'La Movida Madrileña' un movimiento contracultural surgido durante los primeros años de los 80 donde se proponía el desarrollo de una cultura alternativa a nivel social e ideológico, y que se caracterizó por iniciar un profundo cambio en la forma de vida establecida hasta entonces, especialmente entre los jóvenes. La obra se estrenó por primera vez el 7 de Abril de 2005 en el Teatro Rialto de Madrid.



Redacción NO80s
(Aportaciones: Eugenio Serrano)